Enviar esta nota

LAS PESQUERÍAS DEL GOLFO DE CALIFORNIA ESTÁN SOBREEXPLOTADAS, REVELA ESTUDIO

Investigadores de EU, México y España señalan que hay saturación de barcos pesqueros que duplican extracción de peces y mariscos. Los científicos diseñaron método para calcular las embarcaciones
CDMX, México; 19 abril 2017.- Un nuevo método para calcular el número de pequeños barcos pesqueros en diferentes regiones del mar fue desarrollado conjuntamente por científicos de Estados Unidos, España y México. En su primera aplicación, la herramienta determinó que el número de pequeñas embarcaciones que realizan capturas en el Golfo de California, duplica los límites de extracción, es decir las necesidades de consumo y la capacidad de aprovechamiento comercial que tienen las pesquerías de comunidades costeras que dependen de esos recursos.
La metodología fue desarrollada a lo largo de varios años y su primer ejemplo aplicado se publicó el jueves en la revista científica PLOS-ONE, de la Biblioteca Pública de Ciencia de Estados Unidos.
Mapa pesqueríasLos autores, encabezados por Andrew Frederick Johnson, trabajan en centros de investigación como el Instituto Scripps de Oceanografía, la Universidad de California en Riverside, la Universidad Politécnica de Cataluña y la Universidad de Texas en Austin. Entre los autores está el ex presidente del Instituto Nacional de Ecología, de México, Exequiel Ezcurra, y el biólogo marino mexicano Octavio Aburto.
El estudio utilizó imágenes de satélite y conteos aéreos del número de botes que operaron en el Golfo entre 2006 y 2009. Estos conteos fueron coordinados por el equipo del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF por sus siglas en inglés) en el Golfo de California. Gracias a estos esfuerzos se estimó que aproximadamente 17 mil 800 embarcaciones pesqueras artesanales operaban en la región durante dicho periodo.
En conjunto con el número de botes, el equipo de investigadores utilizó estimaciones del número de personas en las comunidades costeras del Golfo de California, con lo cual desarrollaron un índice del esfuerzo pesquero. Este índice provee información espacial detallada sobre el número de botes que realizan actividades regularmente en cada área de la región. Dado que las estimaciones de esfuerzo pesquero son difíciles en general, el equipo desarrolló este método para que pueda ser utilizado en otras situaciones donde existan cifras acerca del número de botes y personas que viven en la zona costera.
COSTO DE LA SOBREEXPLOTACIÓN.

La Comisión Océano Mundial plantea, entre otras cosas, terminar con los subsidios públicos al combustible que facilitan a los barcos pesqueros sus operaciones en alta mar.La sobreexplotación de los recursos pesqueros es un problema global, lo cual se ve reflejado en el incremento del número de barcos que cada vez capturan menos peces. Hoy en día, el 80 por ciento de los recursos marinos están sobreexplotados o en su máximo de explotación, y hay estimaciones de que, a través de un manejo y explotación sustentables, las pesquerías globales podrían producir 50 mil millones de dólares más de lo que producen anualmente.
“No es fácil hacer estimaciones precisas del número de embarcaciones y las zonas en donde pescan, particularmente en México. La falta de información, transparencia y portales de datos abiertos, hacen que la información pesquera en México sea limitada e inexistente en algunos casos. Aunque existe información acerca del número de barcos pesqueros en México, no se cuenta con información detallada de las zonas en donde realizan actividades. Esta falta de información no hace más que complicar el manejo de los recursos pesqueros en el país. Saber cuántos botes pescan en la región es sólo la mitad del problema, necesitamos saber en dónde pescan”, indica el estudio publicado en PLOS ONE.
Para hacer el análisis espacial, los investigadores dividieron las aguas del Golfo de California en celdas de 500 kilómetros cuadrados (km2), lo cual equivale a estimaciones del área que una panga puede explorar en la región antes de regresar a casa. El equipo calculó el esfuerzo en cada celda y lo relacionó con las capturas pesqueras locales reportadas en la oficina de pesca más cercana de la Comisión Nacional de Pesca y Acuacultura (Conapesca). Las capturas por oficina se calcularon como el promedio anual de la captura total entre 2001 y 2013, es decir, en un periodo de 12 años.
Al hacer las comparaciones entre el esfuerzo pesquero y las capturas totales, el equipo de investigadores se dio cuenta de algo preocupante, las pesquerías en el Golfo de California están sobreexplotadas y su rentabilidad económica está en descenso. Los análisis revelan que el Golfo tiene una capacidad máxima de 13 mil 300 botes antes de que las pérdidas económicas comiencen. Hoy en día, el número de botes que operan regularmente es casi del doble: 25 mil.
(La Crónica de Hoy)

Publicado por en abril 19 2017. Archivado bajo 6 Principales, Ciencia y Tecnología, Nacionales. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por el RSS 2.0. Puedes ir al final y dejar una respuesta. Pinging no esta permitido

Deja un comentario

(requerido)

Galería de fotos

Planeta Azul